Avatar Hombre

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

 

FUNCIÓN EN EESA:

 

TESTIMONIO:

 

 

Liborio Ricardo Hernandez Martinez Director Nacional EESA México

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

Desde 1995, en EESA desde el 2006.

FUNCIÓN EN EESA:

Director de la Oficina Nacional México.

Predicador en el Equipo Nacional.

TESTIMONIO:

Dios me permitió la oportunidad de poder vivir una experiencia de vida en el Seminario Conciliar de Toluca donde estudie filosofía y teología.

Al salir de ahí, mi vida tomo un rumbo diferente ya que no sabía qué lugar ocupaba en la sociedad ni en mi familia y parecía que iba en una barca sin dirección, en medio de la soledad y el miedo, con la duda de saber si no me había equivocado en mi decisión de haber dejado el Seminario.

A pesar de conocer y saber de la religión, no había tenido una experiencia fuerte con Dios. Sólo tenia conocimientos y no Fe. Esto traía en mi una actitud de soberbia y vanidad, provocando un vacío y una vida sin sentido. Aunque trabaja ya en la evangelización en mi parroquia, sólo era un maestro ya que trasmitía conocimientos y no vida.

El 5 de octubre del 2002, Dios se acerco a las puertas mi corazón para llamar. Toco y entro a mi vida renovando todo lo que estaba muerto en mí (Ap. 3,20), dando sentido a lo que ya sabía pero no había experimentado, y así como a Zaqueo, él transformo mi familia y el medio donde me desenvolvía.

Hoy, gracias a su misericordia, me permite compartirlo con Juanita, mi esposa, y mis dos hijos Monserrat e Iván, y juntos queremos gritar que el Señor está vivo y que él es la solución para el mundo y las familias.

Gracias Jesús por darme esta oportunidad de anunciarte a quienes necesitan escuchar tu voz, por el gran amor con que me amas, por tu fidelidad todos los días de mi vida y por permitirme ser un instrumento de tu paz.

Gracias sean dadas a Dios por Jesucristo, al Espíritu Santo que es un gran inspirador en toda mi vida y a María que siempre ora por mí y me cubre con su maternal protección.

“Vivo yo pero no soy yo es Cristo quien vive en Mi que me Amo y se entrego por Mi”
Gal. 2, 20

 

Pedro Alejandro León Gómez Consejero Nacional EESA México

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

Desde 1999

FUNCIÓN EN EESA:

Consejero de la Zona Sureste y Predicador

Testimonio:

Desde mi niñez mi madre me llevaba al catecismo hasta los 14 años, a esta edad me estaban invitando a dar catecismo o entrar al coro pero como no quería ningún compromiso me retire de la comunidad, en el mes de mayo de 1995 entre al retiro juvenil del movimiento de jornadas, ahí me reencontré con el SEÑOR JESUS, saliendo me incorpore a la comunidad de Santa Lucia, donde ingrese al movimiento de jornadas sirviendo en la comunidad, sin embargo todavía estaba luchando con mi carácter que era muy fuerte el cual no controlaba ya que a muchos en la comunidad les falte al respeto entre ellos al párroco, en 1999 se me informo de parte del párroco que quería que participara en una formación de 3 cursos que se nos impartiría en15 días, a la  que no quería participar pero por la insistencia del párroco asistí, sin imaginar que ahí me enamoraría del SEÑOR JESUS, y que poco a poco fui descubriendo el amor que DIOS me tiene y como me a dado la oportunidad de ir compartiendo lo que me a dado en esta gran familia de la Escuela de Evangelización San Andrés, gracias a DIOS por sus Bendiciones.

En el año 1999 DIOS nos dio la gracia de ser de los que iniciamos el servicio través de la escuela de evangelización San Andrés, donde servía en el ministerio de material didáctico, a los 2 años se me dio la oportunidad de predicar  en un curso nueva vida. En el año 2006 me confiaron la responsabilidad de ser coordinador de la escuela en Santa Lucia en este mismo año empezamos a compartir los cursos en otras comunidades fuera de la nuestra. En junio del 2013 por autorización de Mons. Ramón Castro y Castro se dio la oportunidad de formar la escuela diocesana, me pidieron que sea el responsable de esta escuela en la diócesis, de la cual estoy de responsable hasta ahora todo gracias a DIOS.

 

MARTINA

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

 

FUNCIÓN EN EESA:

 

TESTIMONIO:

 

 

Avatar Hombre

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

 

FUNCIÓN EN EESA:

 

TESTIMONIO:

 

 

IMAG0482

CURRICULUM PERSONAL:

Joaquín Gaxiola Rodelo, Evangelizador y Cantautor Católico, Casado con Ana Gabriela Carranza Calderón ( Evangelizadora ),Padre de 6 niños aquí en la tierra y uno en el Cielo ( hasta el día hoy) Domicilio: Guasave ,Sinaloa ,México

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

Desde 1995

FUNCIÓN EN EESA:

Predicador y Consejero de la Zona Noreste

TESTIMONIO:

Después de haber tenido un encuentro fuerte con Jesús que cambió mi Vida, en el movimiento de Jornadas Juveniles de Vida Cristiana. Jesús ha ido transformando mi manera de pensar,de vivir y de amar y no puedo dejar de hablar de lo que he visto y oido( Hechos 4,20).Mi primera experiencia con Escuelas de Evangelización fue en el año 2000 en Culiacán Sinaloa ,de ahí continue mi proceso conociendo la gran riqueza que se encuentra en este hermoso proyecto de EESA que Dios ha inspirado para la Iglesia. Agradezco infinitamente a Dios porque sigue trabajando en mi Vida y porque veo la acción que sigue haciendo en tantas personas. Bendito sea Dios

 

 

Ivonne Calderón Romero Consejera Nacional EESA México

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

Desde 1997

FUNCIÓN EN EESA:

Consejero de la Zona Centro y Predicadora

TESTIMONIO:

Actualmente tengo 40 años de edad, casada desde hace veinte años, madre de una adolescente de diecisiete años, estudiante y empleada; soy la cuarta de ocho hermanos. Nací en una familia con principios y valores inquebrantables, formada bajo la fe católica; recuerdo que mi madre fue catequista por muchos años y desde que tengo uso de razón participaba en las clases con ella, disfrutaba de cada enseñanza al respecto, recibiendo el sacramento de la Eucaristía a los siete años de edad.

Motivada por el amor de Jesucristo comencé a dar catecismo a los niños de mi parroquia cuando tenía doce años de edad, me alegraba mucho poder compartir con otros el amor a Jesús. Debido a los estudios y a la situación económica dos años después deje de servir en este apostolado aunque continúe participando en las actividades propias de las representaciones de Semana Santa, el grupo juvenil y coro de la capilla a la que pertenecía, en ocasiones de una manera activa y en algunas otras ocasionalmente dependiendo de las actividades escolares y de los trabajos temporales que tenía para ayudar a mis estudios.

En el año 1996 termine la carrera técnica de Trabajo Social, motivada con la intención de colaborar con las personas más vulnerables, pensé que me dedicaría profesionalmente a ejercer mi profesión pero en Marzo de 1997 cautivada por el testimonio de mis dos hermanas mayores, Judith y Elizabeth acudí a una casa de preparación donde después de unas semanas; del 22 al 24 de Abril del mismo año viví una experiencia maravillosa que cambió el rumbo de mi vida “Mi Encuentro personal con Jesucristo Vivo y resucitado” a través de un encuentro de ojos abiertos y de corazón palpitante; Jesús me cautivo y desde ese momento hace ya más de veintidós años la pasión por Jesucristo me ha impulsado a colaborar activamente en la Evangelización.

Recuerdo que después de ese encuentro abrace a Jesús y le dije que no me abandonará que lo necesitaba para toda mi vida, desempeñe durante algunos años el ministerio de alfabetización para adultos dentro de mi comunidad parroquial donde colaboraba para que mis hermanos aprendieran a leer y escribir para poder orar y leer la Sagrada Escritura, también estuve en la pastoral social activamente pero lo que mi corazón alegraba grandemente fue desde ese momento colaborar en el ministerio de Evangelización, compartí por primera vez un tema en Abril de 1998, amando desde ese momento la proclamación del Evangelio.

En Septiembre de 2003, cuando mi hija tenía apenas nueve meses de edad tuve la oportunidad de conocer el carisma de las Escuelas de Evangelización San Andrés, viviendo el retiro Nueva Vida, donde al conocer la metodología propia de esta corriente de gracia, me llene de mucha esperanza para seguir evangelizando, colabore desde ese momento en algunos retiros que se reproducían en la Parroquia a la cual pertenecía.

Para que en el año 2006, al cambiar de domicilio y de comunidad parroquial continuara pero ahora de una manera más activa y comprometida evangelizando con esta herramienta; conociendo cada día un poco más de esta herramienta de la Iglesia no solo para evangelizar sino para Formar Nuevos Evangelizadores para la Nueva Evangelización.

La misericordia de Dios ha sido derramada grandemente en mí y en mi familia y soy testigo de ello, después de varios acontecimientos tantos alegres como algunos difíciles,  mi amado Jesús me sigue cautivando y sorprendiendo con sus bondades.

Deseosa de conocer más sobre Jesús, curse el diplomado en Filosofía y teología básica por la Universidad Pontificia de México, 2013-2015 y el Diplomado en Procesos Diocesanos de Pastoral en el verano de 2015.

En febrero de 2016, en la Visita del Santo Padre a México renové mi compromiso con Jesús y con la Iglesia y estoy segura que los planes de Dios son perfectos y que nos va mostrando sus caminos, caminando por las calles llevando la buena nueva, casa por casa y familia por familia; atendiendo a pequeños o a grandes grupos, disfruto mirar a los ojos a mis hermanos y proclamar con alegría lo que Jesús ha hecho en mi vida.

Actualmente continuo colaborando en la Evangelización, en lo que mis pastores me van indicando en los proyectos pastorales y dentro de este carisma EESA como consejera de la Zona Centro, donde reafirmo que hay más alegría en dar que en recibir, participando en la formación de evangelizadores en este TREN QUE VA PARA FLORENCIA.

Sé que el camino es incierto y que todo depende de nuestro Dios pero sin duda puedo asegurar QUE FELIZ SOY CUANDO EVANGELIZO, y en su nombre echare las redes, reafirmando cada día que “Yo plante, Apolo regó pero es Cristo quien da el crecimiento”     1 Cor 3, 6

 

 

 

chavita

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

Desde 1992

FUNCIÓN EN EESA:

Consejero de la Zona Sur y Predicador

TESTIMONIO:

Mi nombre es Salvador Esteban Ríos Cortazar, soy originario de la Ciudad de Oaxaca de Juárez, Oaxaca.
Como algunos jóvenes yo no encontraba un sentido a mi vida, estudiaba, era hasta cierto punto un buen hijo pero esto no me hacía sentir del todo feliz, sentía que algo faltaba en mi vida. Hasta que me invitaron a un retiro del Movimiento de Jornadas de Vida Cristiana de tres días del 22 al 25 de abril de 1992, me acuerdo muy bien que el segundo día el sábado 23 de abril, como a eso de las seis de la tarde, Artemio (mi primer Andrés) un gran amigo, nos hizo sentar alrededor del altar, y yo quede frente a un gran crucifijo, y nos empezó hablar del amor tan grande que Dios nos tiene, éramos 38 jóvenes y veía como algunos de ellos empezaban a llorar, otros a pedir perdón, yo tenía un gran nudo en la garganta y no podía decir palabra alguna, tampoco podía llorar, cuando nos dieron algunos minutos para relajarnos me fui atrás de los baños tenía una gran vista hacia las montañas mire al cielo, me acorde de mis padres, de mis hermanos, me puse a llorar y le pedí a Dios que nunca me soltara de sus manos y que me permitiera servirle.
Empecé a trabajar dentro de este movimiento y compartir retiros de jóvenes, fue aquí donde conocí a otro gran  amigo Jorge Mijangos Márquez (mi Bernabé) que nos llevaría a esta gran experiencia del Curso Nueva Vida, mi vida dio un nuevo giro, nos presento este gran proyecto que es la  Escuela de Evangelización San Andrés, un nuevo método, una nueva mentalidad, una nueva vida, un nuevo pentecostés personal. Trabajamos intensamente para formar una Escuela en nuestra Diócesis de Antequera Oaxaca, contactamos con nuestro Obispo, pero no contaba que el día 02 de agosto de 2004, mi Bernabé (amigo Jorge Mijangos Márquez) regresaría a la Casa del Padre, le había dado cáncer en la pelvis, el cáncer más agresivo que un joven menor de 30 años podía padecer, y postrado en su cama nos dijo a todo el equipo de servicio: “si yo me muero, ustedes sigan evangelizando yo le voy a pedir a Dios por ustedes, porque existe mucha gente que necesita escuchar que Dio lo ama”, ahora entiendo que el tenia que partir a la presencia de Dios e interceder por nosotros para que la Escuela ahora una gran realidad en nuestra Diócesis empezara a florecer.
Ahora que Dios me permite predicar su nombre entiendo las palabras de Pablo que dicen: “¡ay de mí si no predico el evangelio!”.
Es por eso que cada vez que predico a Jesús resucitado me repito estas palabras: “¡Que Feliz soy cuando Evangelizo!”
Que Dios los bendiga…

 

 

 

IMG_20191214_134028

TIEMPO EN LA EVANGELIZACIÓN:

Desde el año 2002

 

FUNCIÓN EN EESA:

Asistente de dirección y Predicadora

TESTIMONIO: